Norte

Norte

Norte

En Mauricio, cuando hablamos del «norte», lo primero que nos viene a la cabeza es Grand Baie. Grand Baie, gracias a un desarrollo sostenible, se ha convertido en el primer destino turístico de Mauricio.

Grand Baie es el punto de partida de las excursiones en barco y de otras actividades marítimas. Tiene dos playas, una es «La Cuvette», un discreto escondrijo donde aún puedes encontrar a las exóticas «tec-tec» escondidas en la arena, pequeñas conchas blancas que deben protegerse.

Paséate por las estrechas calles detrás de la carretera principal y disfruta de lo que te ofrecen las pequeñas boutiques locales. Es conocida por su gran variedad de restaurantes y su vida nocturna. En seguida te sentirás atraído por este encantador y exuberante pueblo.

Otro pueblo pintoresco del norte de Mauricio es Cap Malheureux, con su famosa iglesia de tejado rojo, sus vistas a las islas del norte y su importante comunidad de pesca. 

Qué ver

Turismo ecológico

Los Huertos de La Bourdonnais, Mapou

Cerca de Grand Baie, descubre una gran variedad de árboles frutales exóticos y coloridas flores aromáticas.

Tras un paseo entre los anturios, buganvillas e hibiscos, prueba las mermeladas y frescos zumos de las frutas que crecen en el huerto, recién exprimidas. Los que viven en Mauricio compran plantas y flores para sus jardines y hogares en La Bourdonnais. 

Jardín Botánico Sir Seewoosagur Ramgoolam

El jardín botánico de Pamplemousses es conocido por los botánicos de todo el mundo por la gran colección de plantas indígenas y exóticas que crecen en él, incluyendo los nenúfares gigantes Victoria amazónica y las muchas especies de palmeras.

La palma de Celián o corypha umbraculifera es especialmente interesante. Cuenta la leyenda que florece solo una vez cada cincuenta a setenta años y después muere.

Olvídate del ajetreo de las ciudades. Ya quieras darte una vuelta tranquila o un paseo rápido, puedes relajarte y respirar el aire fresco y limpio. 

Cultura

La Capilla del Tejado Rojo, Cap Malheureux

Cap Malheureux es el punto más septentrional de la isla. Aquí es donde el Comandante en jefe John Abercromby desembarcó sus tropas cuando los británicos atacaron la isla por segunda vez en 1810. Además, Cap Malheureux le debe su fama a una pequeña capilla: Notre Dame Auxiliatrice, comúnmente conocida como la Capilla del Tejado Rojo. Una vez allí, simplemente disfruta de la calidad del elaborado trabajo de carpintería y su pila de agua bendita hecha con una almeja gigante. 

The Maheswarnath Mandir of Triolet

Triolet no es solo el pueblo más largo de la isla, sino que allí podrás visitar el mayor templo hindú, el Maheswarnath Mandir.

 

El Shivala fue construido en honor de los dioses Shiva, Krishna, Vishnu, Muruga, Brahma y Ganesha, entre otros.

Entrada: por favor, respeta los lugares sagrados y quítate todos los objetos de cuero. 

Mercado de Goodlands

Goodlands es un gran pueblo de 14.000 habitantes que se anima los martes y viernes por las ferias del tejido y la moda (prêt-à-porter, algodón estampado, saris) y los miércoles y sábados durante los mercados de la fruta y verdura. 

Monumento de Paul et Virginie, Poudre d’Or

El mito más famoso de Mauricio es sin duda el de «Paul et Virginie». Se inspiró en el naufragio del Saint Géran en la costa norte. Un pequeño monumento indica el lugar donde se hundió el barco.

La leyenda cuenta que mientras Paul, de origen humilde, esperaba a que su amada Virginie, de origen noble, regresara, su barco, el St Géran, chocó contra las rocas. Se dice que Paul se tiró al agua y nadó hasta su amada que, tímida y casta como era, se negó a quitarse la ropa para nadar hacia la orilla con él. Al final su ropa victoriana empapada la arrastró a las profundidades y se ahogó. El libro de Bernardin de Saint-Pierre dice que Paul murió después de tristeza. 

Maestros chocolateros de Van Ann

Única en Mauricio, la Fabrica de chocolate de Van Ann invita a los lugareños y turistas a visitar sus establecimientos en Calebasse, cerca de las dos autopistas. Fue fundada en 1992 por una mujer belga y es famosa por sus bombones de estilo belga, sus envases innovadores y deliciosos chocolates, que distribuye principalmente por los hoteles. Esta es la oportunidad de descubrir cómo se crean algunas de las cosas más dulces de Mauricio y, por supuesto, comprar tus productos preferidos. 

Patrimonio

Historia de Pamplemousses

Pamplemousses, que significa pomelo, fue llamada así por esta fruta importada por los holandeses, primeros colonos de Mauricio del siglo XVII y tiene un rico pasado. Los lugares que vale la pena visitar son el antiguo cementerio, la iglesia de San Francisco de Asis, del siglo XVIII, y «L'Aventure du Sucre», un museo fascinante que cuenta la historia de la industria del azúcar mauriciana dando un panorama más completo del pasado de la isla al incluir la historia relacionada con la esclavitud y la producción de ron. 

Playas

El norte de la isla tiene muchas playas, cada una más bonita que la anterior. Las más populares entre los mauricianos y los turistas son la playa Trou aux Biches, sombreada por las casuarinas, y la larga y curva playa de Mont Choisy que continúa desde Pointe aux Canonniers hasta Grand Baie y hasta la divina playa pública de Pereybere.

Los más aventureros o los que buscan paz y tranquilidad pueden darse un paseo por las piedras, a la izquierda o a la derecha de la playa pública de Pereybere y descubrir las playas privadas de Casita y Bain Boeuf con sus aguas claras y azules y sus exquisitas vistas.

El horizonte está despejado, se puede disfrutar de la puesta de sol desde cualquier punto de la costa. Intenta ver los «rayos verdes» especialmente en los meses de invierno cuando la trayectoria del sol está más al norte y la atmósfera puede separar mejor los colores. Pero acuérdate de proteger tus ojos y no mires directamente al sol. 

Qué hacer

Compras

Grand Baie y Pamplemousses

Los amantes de las tiendas no se pueden perder Sunset Boulevard en Grand Baie. Otros centros comerciales de Grand Baie como La Croisette y Super U tienen zonas de juego al aire libre, parques de skateboard y coches de choque que son geniales para mantener a los niños (y los jóvenes de espíritu) ocupados mientras te vas de compras.

Los que quieran llevarse un recuerdo pueden ir a Pamplemousses donde encontrarán una gran variedad productos de artesanía, cajas de regalo, artículos de moda local, maquetas de barcos y aviones, cuadros y joyas. En Pamplemousses hay también una famosa una fábrica conocida por sus maquetas de barcos y otros recuerdos típicos relacionados con el mundo de la navegación. 

Deportes

Bicicleta

Puedes ir en bicicleta desde Cap Malheureux hacia Calodyne y Saint Antoine pasando por los pequeños pueblos, campos de caña de azúcar y pinares y disfrutar de las vistas de los islotes exteriores.

Navegación

Grand Baie es el paraíso de la navegación de Mauricio gracias a su bahía protegida. Desde ahí podrás unirte a excursiones en yates, cruceros en catamarán o incluso podrás alquilar un velero privado. Las condiciones para practicar vela son ideales y los yates se pueden alquilar para navegar alrededor de Mauricio o visitar alguna de las islas del norte. 

Kitesurf

El norte tiene algunos puntos para hacer kitesurf geniales, especialmente alrededor de Cap Malheureuxy y Anse la Raie.

Buceo

El norte tiene los lugares de buceo más hermosos de la isla. Hay una gran variedad de opciones tanto para principiantes como para buceadores avanzados. Algunos de los lugares más populares son: Gunner's Coin, con una profundidad de 26 metros donde puedes ver grandes peces loro en cada inmersión; Whale Rock, con una profundidad de 26 a 38 metros, donde los afortunados podrán encontrarse cara a cara con tiburones martillo; y Holt's Rocks, con una profundidad de 16 a 25 metros, cuyo nombre sugiere la formación de rocas enormes bajo el mar. Hay otros lugares para bucear en Trou aux Biches, que es más apropiado para familias, y Pointe aux Piments donde podrás nadar con las tortugas. No te olvides de llevar una cámara sumergible. 

Otras actividades submarinas

Una de las maneras más espectaculares de explorar el océano es hacer un pequeño viaje en el submarino Blue Safari o en una scooter acuática sumergible. Esto permite a las personas que no practican buceo disfrutar de un magnífico encuentro con la fauna marítima de Mauricio.

Excursiones a los islotes

Los islotes del norte

Este grupo de pequeñas islas en el norte de Mauricio se ha convertido en la parada favorita de embarcaciones y buceadores. Ya sea en catamarán, para disfrutar de un viaje largo antes de descansar en las islas, o en lanchas motoras, las excursiones a las islas del norte valen la pena.

Podrás practicar esnórquel en las aguas cristalinas de Gunner's Coin, en cuyos acantilados anidan aves marinas, o nadar y hacer pícnics en Flat Island y Gabriel Island. No te arrepentirás de haber ido allí.

Round Island es una reserva natural única a la que está prohibido acceder (a no ser que tengas un permiso especial) para proteger sus plantas y reptiles endémicos y las especies indígenas introducidas en ella. 

Acuario de Mauricio, Pointe aux Biches

Este acuario, alegre y muy ecológico, de Pointe aux Biches, cuenta con una colección de 200 especies de peces, invertebrados, corales y esponjas de Mauricio, incluyendo un tanque para grandes depredadores, como tiburones. Este acuario único también tiene una piscina donde los niños pueden tener contacto físico directo con algunas de las especies inofensivas que viven alrededor de Mauricio. 

Vida nocturna

Si quieres pasar unas noches geniales en Mauricio y conocer a los lugareños, no hay un lugar mejor que Grand Baie, donde empezarás a notar como sube la temperatura. Simplemente sigue la costa por la noche y descubrirás las distintas y animadas discotecas, clubes, bares, cafeterías y salas de billar. 

Discover more
Our Regions
Our Top 10
@mauritius.tourism